Fernán González

SIGLO XIV

Las relaciones entre el concejo y la colegiata-abadía no siempre fueron cordiales. Las primeras noticias sobre las desavenencias entre abades y el concejo, están reflejadas en una sentencia que se conserva en el archivo parroquial, en ella consta:

Sentencia que el Abad del Monasterio de San Leonardo de Alva de Tormes, como juez apostólico, en virtud de Bulla del Papa Clemente 6º en el año de Xp(is)tº de 1290, dio en el pleito que el Abad-Prior y Monasterio del Burgo-Fundo, tuvo y litigó con el Conzejo, Universidad, lugares y collaciones del dicho lugar del Burgo, sobre la paga de diezmos e primicias de pan, vino, ganados, etc. Y condena a la paga anualmente de todos ellos a dicho Conzejo, universidad, lugares y collaciones y vezinos de ellos, y su Abadía, año 1351.

De este siglo existe un documento de donación por Fernán González de ciertas heredades en Narros del Monte a favor del Burgo, fechado en Arévalo el sábado 14 de noviembre de 1338.
Por otra parte, los continuos intentos de usurpación a que estaban sometidos los del Burgo del Hondo, llevaron a estos a verse en la necesidad de solicitar la confirmación de los heredamientos otorgados por Alfonso X, deseos que se vieron cumplidos en la carta de confirmación de Alfonso XI, fechada en Cuenca el 22 de junio de 1338.
Pedro I, el 18 de enero de 1351, vuelve a confirmar desde Valladolid la carta de su padre Alfonso XI sobre las posesiones y límites del mencionado heredamiento.


En 1393, en la concesión a El Colmenar (Mombeltrán) del privilegio de villa, se establecen los límites con el concejo de Burgohondo.
De este siglo XIV, es el Libro de la Montería, atribuido a Alfonso XI, en el cual se recogen numerosos relatos sobre las cacerías de osos y jabalíes en el valle del Alberche, aludiendo a parajes cuyos nombres aún perduran:

Catante el Burgo del Fondo ay estos nombres:
La Dehesa de Nava Losa e la garganta del Naharro, e la cabeza de los Mazos es todo un monte, e es bueno de puerco en verano, e son las bozarías la una desde el collado de la fuente Hurraca por el camino que va a Nava Queseja, e de Nava Queseja fasta el río del Alberche catante a la garganta del Naharro, e la otra por la cabeza del Ervatun, e por la cabeza del Peralejo, guardado a mos los collados fasta Nava Rebisca, e la otra por zima de las Emelizas fasta la Majadiella. E son las armadas, la una en el collado de los Brazos e la otra en el camino que va de Corrales a los Brazos. La Garganta de Santa María es buen monte de Oso en invierno e algunas veces en verano, e son las bozerías la una por el camino que va del Burgo del Fondo para Nava Losa, e va el lomo arriba fasta los Cervales de la Mora, e la otra entre los Espinarejos, e viene al camino que va de Naval Moral a Nava Losa.
Los Cañales es buen monte de oso en verano, e a las veces en invierno, e es la bozería desdel puerto del Hondo por cima de la sierra fasta en par del Barrielejo. E es la armada al Horno de Sacapedal.




 Orígenes de Burgohondo

 Siglos XII yXIII. Los  Privilegios del Heredamiento

Siglo XIV. Desavenencias de la Abadía y el Concejo

Siglo XV. Contencioso con El Barraco

Siglos XVI y XVII. Pleitos con el Obispado de Ávila

Siglo XVIII. Extinción de La Colegiata-Abadía

Siglo XIX. La Guerra de la Independencia

Siglo XX. El Escudo y la Bandera